Baldosas pulidas de exterior Terrazos Fortuna: una opción resistente y segura

/COMUNICAE/

En la construcción y acabado de pavimentos exteriores, tanto para viviendas como para la vía pública, se buscan materiales duraderos y fáciles de mantener. Las baldosas pulidas son la alternativa perfecta para acabados de calidad

El suelo es uno de los matices más importantes de cualquier construcción. Ha de ser altamente resistente para soportar cambios estacionales de temperatura y el tránsito diario de vehículos o viandantes, además de aportar diseño y estilo. Terrazos Fortuna, fabricante de baldosas y terrazos con sede en Murcia, lleva más de 30 años construyendo pavimentos y desde su experiencia, asegura que elegir baldosas pulidas para la construcción de suelo exterior es una idea más que acertada.

¿Qué son las baldosas pulidas?
Son productos fabricados con materiales de gran durabilidad y resistencia como cemento, arcilla y otros aditivos que tras un proceso de moldeado, presión y secado son cocidos a altas temperaturas para endurecerlos y obtener baldosas resistentes y de gran calidad. Por último, son sometidas a un tratamiento mecánico de remoción controlada para aportar brillo a la superficie.

Además, su versatilidad permite crear infinidad de diseños totalmente personalizados para aportar un estilo único en cada construcción.

Terrazos Fortuna, ofrece un amplio catálogo con distintas opciones y estilos para ofrecer un servicio excepcional y único a cada uno de sus clientes.

Diferencias entre suelos pulidos y brillantes
La principal diferencia entre baldosas pulidas y brillantes para suelos exteriores, es que, en el caso de las pulidas, se realizan una serie de tratamientos y procedimientos más específicos durante su fabricación. De esta forma, se garantiza un acabado denso y fuerte para que las baldosas mantengan su resistencia durante mucho más tiempo.

Sus características de resistencia e impermeabilidad, hacen que las baldosas pulidas sean la opción elegida para la construcción de pavimentos en lugares de gran afluencia como plazas, jardines o zonas comerciales.

Además, son antideslizantes, un factor de seguridad imprescindible para suelos exteriores.

Mantenimiento de baldosas pulidas en suelos exteriores
Las baldosas pulidas no requieren cuidados especiales para su mantenimiento y son impermeables, un factor fundamental para pavimentos expuestos a humedad, precipitaciones como lluvias o heladas y lugares muy transitados.

Son fabricadas para soportar cambios continuos de presión, clima y desgastes por el paso del tiempo, por ello, en su fabricación se prioriza la utilización de materiales y procedimientos que aseguren una limpieza rápida y eficiente. Por lo general, con agua y productos básicos de limpieza como fregonas y mangueras, será suficiente para mantener el suelo en las mejores condiciones.

 

Fuente Comunicae

Ir a la fuente
Author:

Powered by WPeMatico